domingo, 11 de agosto de 2013

Buscando en los Archivos




EL PROGRAMA LEND LEASE  Y  LA URSS



Por  Maximino Gómez Álvarez




El Presidente norteamericano Franklin Delano Roosevelt firmando la aprobación del Lend Lease Program.


El Lend Lease fue un programa emprendido durante el mandato del Presidente norteamericano Franklin Delano Roosevelt, con el se pretendía que los Estados Unidos se convirtiera en el Arsenal de las naciones aliadas durante la 2ª Guerra Mundial. Los principales beneficiarios de este plan lo fueron, en primer lugar, Gran Bretaña y  la U.R.S.S. (Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas). Para Inglaterra, el Lend Lease Program constituyó el principal elemento para la salvación de la nación, para la Unión Soviética, el impulso necesario para frenar la invasión nazi. Por ser el menos conocido hasta hoy abordaremos el alcance de la ayuda brindada por Estados Unidos a los Soviéticos  a través de este Programa.

 La ayuda norteamerican jugó un papel decisivo.

P-47  de fabricación norteamericano en la fuerzas aéreas soviéticas.


 P-63 Kingcobra suministrados por centenares a la URSS. En la foto con las insignias de la aviación soviéticas

La flota soviética recibió 595 navíos, entre ellos 28 fragatas, 105 submarinos, 77 barcos rastreadores, 197 torpederas, 140 buques antisubmarinos,  90 buques de carga y 7.780 motores de barcos; así como 14.795  aviones, entre ellos, cazas Aircobra, cazas Kingcobra, bombarderos A-20 y bombarderos B-25. También recibieron 7.056 tanques, 375.883 camiones, 51.000 jeeps, 35.170 motocicletas, 8.218 tractores pesados, 100.000 de piezas autopropulsadas, 8.218 emplazamientos antiaéreos, 131.633 ametralladoras y más de 1.800.000 armas ligeras, además de 2.670.000 toneladas de petróleo, 842.000 toneladas de productos para la fabricación de explosivos y $1.078.965.000 (mil setenta y ocho millones novecientos sesenta y cinco mil dólares) en maquinaria y equipos para la industria. Igualmente, USA envío a la URSS, 3.800.000 toneladas de carne de cerdo enlatada, embutidos etc. y centenares de miles de toneladas de leche en polvo, chocolate y mantequilla, así como 423.000 teléfonos y 70.000.000 de pies de alambre de cobre y decenas de miles de estaciones inalámbricas y equipamiento para la destilación de petróleo, cocinas y panaderías de campaña, tiendas, paracaídas etc., sin olvidar los 15.417.000 pares de botas para el Ejército Rojo, tan necesarias en las difíciles condiciones climáticas del severo invierno ruso. 

              Estados Unidos y la  URSS, en la época en que eran auténticos aliados.
 
La URSS no habría podido ser capaz en los primeros momentos de producir armamento suficiente sin el acuerdo firmado con Estados Unidos, país que le suministró 2.300.000 toneladas de acero, suficiente para producir los primeros 70.000 tanques T-34. Las 229.000  toneladas de aluminio suministradas por Estados Unidos permitieron a la industria de la aviación y tanques soviéticas funcionar durante dos años de forma ininterrumpida y eficiente.
Si bien es reconocida la enorme, trascendental e indiscutible hazaña llevada a cabo por la URSS en el traslado de su industria a la zona de los Urales, dicho traslado no hubiera sido posible sin el suministro por parte de Estados Unidos de 1.981 locomotoras y 11.155 vagones de carga.
Todo esto, según cálculos conservadores de especialistas militares de ambos bandos, redujo en dos años la epopeya de la Gran Guerra Patria y evitó la muerte de otros 10.000.000 más de soviéticos. Estos datos son rigurosamente ciertos, aunque se mantuvieron en secreto durante décadas por la URSS. Hoy en día, dichos datos han sido reconocidos por la propia ex Unión Soviética, lo que puede ser probado fehacientemente, después de que hayan sido desclasificados los archivos del Ejército Rojo, hoy al alcance y consulta de cualquier investigador.
Para los curiosos interesados en profundizar en este aspecto, puedo suministrarle toda la información de acceso a los documentos y expedientes  del antiguo Ejército Rojo en el  Archivo Estatal Ruso de la Historia Social y Política, antiguamente el Archivo Central del Partido Comunista; la única limitación, como han de comprender, es que la información está en idioma ruso.

Memorial Lend Lease en Alaska conmemora la ayuda brindada por Estados Unidos a la URSS durante la II Guerra Mundial.